La construcción reporta $ 400 millones represados en créditos hipotecarios

La reactivación del sector de la construcción, anunciada por el Gobierno el pasado 17 de abril, aún no tiene fecha de inicio.

La supuesta apertura de un plan piloto, que autorizaría -de modo tentativo- la reanudación de veinticinco obras, y que se contemplaba para esta semana, quedó en el aire cuando la ministra de Gobierno, María Paula Romo, indicó que lo único que el Comité de Operaciones de Emergencia (COE) Nacional analizaría, sería el protocolo de seguridad presentado por el gremio.

El aplazamiento preocupa al sector, que genera 486.000 plazas de trabajo a nivel nacional, pero sus directivos y constructores se dicen dispuestos a esperar a que las medidas entregadas a la entidad de seguridad, y creadas en base a los protocolos implementados en países como España, Chile y Colombia, sean ratificadas, con el fin de garantizar el bienestar de los trabajadores en medio de la emergencia sanitaria por el coronavirus.

Estos consideran, sin embargo que, más allá de retomar la actividad en las obras, el Gobierno necesita reactivar de manera urgente a los organismos públicos que son una parte vital de esta cadena de producción, y sin la cual no pueden garantizar el flujo de dinero: las ventanillas municipales, los registros de la propiedad, y las notarías.

“Esta paralización de servicios ha ocasionado que el desembolso de $ 400 millones en créditos hipotecarios a nivel nacional esté represado.

Estas son personas que estaban por mudarse a una nueva casa, pero no pueden hacerlo porque los trámites están paralizados.

Estas ineficiencias en el servicio público, advertidas al COE Nacional hace varias semanas, pone en riesgo la cadena de pagos del sector de la producción y con ella a los trabajadores y proveedores”, explicó Jaime Rumbea, presidente ejecutivo de la Asociación de Promotores Inmobiliarios de Vivienda de Ecuador (APIVE). (I)

El registro de la propiedad reinicia de manera virtual

El lunes, el Registro de la Propiedad del Puerto Principal retomó sus actividades a través de su portal web. Por el momento laboran a través de un sistema de inscripciones, que estará disponible para quienes deban la emisión de actas, contratos, entre otros servicios. Sin embargo, el pago de certificados y su entrega de manera electrónica estará habilitado  a partir del 1 de mayo. En Quito, el servicio inició la semana pasada. (I)

Fuente: evafm.net

Abrir chat