Welcome to EVAFM | El pecado de escuchar   Click to listen highlighted text! Welcome to EVAFM | El pecado de escuchar

Lenín Moreno demanda en la ONU un nuevo orden internacional basado en la paz

Quito, 20 sep (Andes).- El presidente de Ecuador, Lenín Moreno, demandó este miércoles en la ONU la necesidad de un nuevo orden internacional basado en la paz, el respeto a las diferencias, la igualdad y la solidaridad, y llamó al diálogo como mecanismo “para resolver las diferencias en todas las regiones del mundo”.

“Creemos firmemente que la paz y el desarrollo se construyen con el diálogo pero si continuamos con las guerras y los bloqueos a estados y pueblos, como el bloqueo al hermano pueblo de Cuba, jamás podremos alcanzar una verdadera libertad y democracia”, afirmó el Jefe de Estado al intervenir en el 72 período de sesiones de la Asamblea General del organismo internacional.

Señaló que por esas razones insiste en que se respete la soberanía de los Estados y la no injerencia en los asuntos internos.

“Llamamos al diálogo como mecanismo para resolver las diferencias en todas las regiones del mundo”, instó al señalar que el militarismo no es la respuesta porque solo trae sufrimiento dolor y muerte. “Por ello apoyamos decididamente los diálogos de paz”, añadió.

Se refirió en particular a los avances desde Colombia con los acuerdos de paz para poner fin a más de medio siglo de enfrentamientos armados en ese país, en particular al que lleva a cabo el gobierno y el Ejército de Liberación Nacional en Quito, cuyo acuerdo reciente para un cese bilateral del fuego temporal también saludó, y dijo que poco a poco se cumple la proclama de la Comunidad de Estados Latinoamericanos y Caribeños (Celac) de que esta una ‘Zona de Paz’.

Enfatizó que el diálogo es la herramienta para construir sociedades de paz. “Estamos en la obligación de generar nuevos liderazgos para que nos tomen la posta”, acotó..

Añadió que ante el fracaso del modelo de desarrollo fundado en la acumulación y en la guerra, es preciso propiciar “una sociedad nueva basada en la construcción del bien común”.

Señaló que el mundo afronta múltiples crisis, con una posible confrontación nuclear, mayores niveles de desigualdad y pobreza, mientras el planeta padece los devastadores efectos del cambio climático, al que calificó como uno de los mayores desafíos de la humanidad.

“Así sin duda alguna vamos camino a la destrucción, sin duda esto nos demuestra que como humanidad estamos fallando”, aseveró.

Particular mención a la firma del Tratado de Prohibición de las Armas Nucleares y llamó “a que todos los países suscriban este histórico instrumento internacional”.

“Sabemos que la industria militar es un gran negocio por eso no comprendemos que se condene y se persiga a los traficantes y no a los productores de armas”, dijo, y se cuestionó “cuál es la ética que está en juego, cómo es posible que recursos que pueden ser destinados para financiar el cumplimiento de los ODS  sean desperdiciados en el absurdo de la guerra”.

En otro orden, felicitó que el debate general en la ONU se haya centrado en las apersonas, por la paz y una vida decente para todos en un planeta sostenible, los que consideró “verdaderamente los imperativos actuales” y llamó la atención de que un gobierno responsable debe cuidar de sus ciudadanos para que tengan una vida plena.

“Un país y un gobierno responsables deben cuidar, inspirar, impulsar, acompañar y ser gratos con sus ciudadanos durante toda la vida, bajo el principio de corresponsabilidad”, dijo, al referirse a su plan gubernamental denominado ‘Toda una vida’, el que consideró en síntesis una traducción para cumplir los Objetivos de Desarrollo Sostenible.

En ese orden señaló que otro gran desafío es la alarmante desigualdad en el mundo y consideró “inadmisible” que ocho personas posean la misma riqueza que la mitad más pobre de la humanidad.

Apuntó que un camino para enfrentar la desigualdad de manera urgente es tomar medidas fiscales justas, combatir la evasión y la elusión fiscal y puso como ejemplo la consulta popular realizada el pasado 19 de febrero en su país, que prohíbe que los funcionarios públicos y de elección popular tengan bienes y capital en los paraísos fiscales.

“Estos recursos son vitales para el desarrollo de nuestros países”, aseveró, y llamó la atención de que estos parajes han servido para ocultar la corrupción, tanto del ámbito público como privado. “Si queremos combatir verdaderamente la corrupción, debemos fomentar la cultura de la transparencia”, aseveró.

Indicó que Ecuador, desde la presidencia pro tempore del G77+China ha impulsado la agenda global para que se aplican acciones tributarias justas y llamó a crear un organismo intergubernamental sobre cooperación tributaria en la ONU.

Otro mecanismo, señaló, es un instrumento vinculante sobre empresas transnacionales y derechos humanos.

En otro orden se refirió a la crisis migratoria mundial y señaló que su país defiende el principio de ciudadanía universal y libre movilidad, la cual, dijo, no debe ser exclusivo solo para el capital y las mercancías. “La movilidad humana enriquece a los  pueblos y contribuye para combatir toda forma de discriminación y xenofobia”, aseguró.

Fuente: andes.info.ec

Click to listen highlighted text!