Welcome to EVAFM | El pecado de escuchar   Click to listen highlighted text! Welcome to EVAFM | El pecado de escuchar

Los municipios ajustan sus gastos

A ajustarse el cinturón. Algunos municipios del país se ponen en sintonía con el llamado de austeridad del Ejecutivo y analizan algunos recortes en gastos suntuarios o de personal para sobrellevar este periodo de ajuste y equilibrio de la economía.

La Administración del Municipio de Quito, por ejemplo, redacta una propuesta de reducción de gastos que será presentada al alcalde Mauricio Rodas en los próximos días.

Miguel Dávila, administrador general del Cabildo capitalino, prefiere no adelantar cuáles son los rubros que recortarán porque, eventualmente, la propuesta puede ser “más agresiva” de la anunciada por el presidente Lenín Moreno para el Ejecutivo.

“Estamos discutiendo es si algunas personas deberían dejar de contar con el servicio de vehículos municipales y en el servicio de teléfonos celulares estamos analizando que no se pague a nadie”, adelantó.

En el Municipio de Cuenca le ponen el ojo al recorte de personal y la fusión de departamentos.

El alcalde Marcelo Cabrera ordenó la reducción del presupuesto operativo en dos millones de dólares adicionales al millón ya reducido para que quede en 27 millones de dólares en total. “Vamos a buscar si algún personal que está en los proyectos de desarrollo social y cultura puede cesar en sus funciones y también algunos gastos que podrían reducirse como juntar una dirección municipal a otra”.

En el Municipio de Guayaquil, la realidad es otra. Su política de administración de los recursos destinando 15 de cada 100 dólares al gasto corriente y el resto a obras, de acuerdo con el criterio del concejal Josué Sánchez, es un manejo austero de los recursos locales.

Por ello, de momento, no se contempla adoptar alguna medida para reducir aún más ese margen.

“En el Municipio no hay celulares, ni carros para directores, concejales, ni el alcalde.

Y tenemos el mismo número de empleados desde el año 2000”, comentó el edil y también miembro de lacomisión de Planificación y Presupuesto del Municipio.

El ajuste en los cabildos pequeños depende de la realidad de cada uno.

El de Balzar guarda el mismo criterio que el de Guayaquil. El alcalde Cirilo Gonzalesadelantó que no hará recortes porque el presupuesto de este cantón guayasense está ajustado a su realidad. “Ni yo que ando en carro particular cojo dinero del Municipio para el combustible. Esto es total austeridad.

La línea de teléfono celular la paga cada uno de los funcionarios.

El Municipio no paga ni siquiera mi consumo”.

Sin embargo, a pocos kilómetros de Balzar, el Municipio de Santa Lucía sí ha considerado, por ejemplo, la reorganización de diferentes departamentos y el recorte de personal para ahorrar recursos.

Además, comentó el alcalde Miguel Ángel Solórzano, están aminorando los gastos de combustible al utilizar lo menos posible los vehículos municipales y prescindir de algunas actividades que generan gastos.

Fuente: expreso.ec

Click to listen highlighted text!