A Windows 10 todavía le queda vida pero Microsoft le está preparando su funeral

Windows 10 sigue siendo el rey del mercado de los sistemas operativos de escritorio, pero Microsoft quiere hacer lo posible para que los usuarios abracen de una vez por todas a Windows 11. Claro está que esta no es una tarea sencilla, más si tenemos en cuenta la enorme popularidad que el añejo sistema ha cosechado a lo largo de los años.

El último movimiento de la compañía de Redmond para intentar alcanzar sus objetivos será dejar de vender licencias de Windows 10 de manera directa. Esto quiere decir que, a partir del 31 de enero de 2023, todos aquellos usuarios que intenten comprar una licencia del sistema operativo a través de la página de Microsoft no podrán hacerlo.

Windows 11 como la única alternativa

Microsoft ha desvelado sutilmente esta determinación en su tienda en línea. Allí encontramos un mensaje en el que se menciona la fecha límite para comprar Windows 10, menciona que seguirá recibiendo soporte hasta 2025 y añade “Más información sobre Windows 11”, como una forma de impulsar a los usuarios a elegir la nueva versión.

Cabe señalar que esto no cierra completamente la posibilidad de comprar una licencia de Windows 10. Los usuarios todavía podrán escoger la opción de las licencias OEM, que se consiguen a precios de ganga en tiendas como Amazon u otros mercados digitales. Eso sí, este tipo de licencia tiene ciertas limitaciones.

Son las licencias que utilizan los fabricantes para preinstalar Windows en ordenadores nuevos. Esto quiere decir que, a diferencia de las licencias completas que vende directamente Microsoft, una vez utilizada en un ordenador, no se podrá utilizar en otros dispositivos. Las empresas, por su parte, podrán seguir comprando licencias por volumen a socios autorizados de Microsoft.

Las licencias por volumen, recordemos, no están pensadas para los usuarios finales. Estas se venden en grandes cantidades a través de terceros y los propietarios, en este caso empresas, tienen su propio panel de administración mediante el cual pueden generar claves de producto y gestionarlas.

Más allá de que Microsoft quiera empezar a decirle adiós a Windows 10, esta sigue siendo una gran alternativa. El sistema operativo todavía tiene un largo camino que recorrer en millones de ordenadores. Un punto clave es que Microsoft seguirá proporcionado soporte de Windows 10 hasta al menos el 14 de octubre de 2025. (T)

fuente: evafm.net | xataka.com

Abrir chat